Desde que hace justo un año decidimos dar el paso y celebrar nuestra boda todo el mundo nos dice que disfrutemos de los preparativos. Supongo que se recordarán con cariño pero para mí se han hecho un poco estresante, creo que cuando decides liarte la manta a la cabeza y organizar una boda con tres peques en casa las cosas se hacen más cuesta arriba.

Aún así ha habido cosas que están resultando especiales y románticas. Justo lo que necesitábamos después de 10 años, algo que nos recordará que es maravilloso tenerse el uno al otro.

Uno de estos preparativos especiales ha sido el diseño de nuestras alianzas. Todo el proceso lo hemos llevado a cabo con Durán Joyeros, con 130 años de experiencia en el mundo de la joyería sabíamos que era nuestra mejor opción. Queríamos algo de tendencia pero que guardará ese punto clásico y sagrado que tiene que tener una alianza, ya que son el símbolo de una promesa. Ellos como marca saben aunar estas dos cualidades: la herencia y el saber hacer del joyero.

Tienen unas colecciones maravillosas por eso merece la pena acercarse por una de sus tiendas o echar un vistazo a su web. Además de colecciones especiales para novia, compromiso o de alianzas. Pero nosotros quisimos crear algo en su Atelier. Que una marca posea un Atelier propio demuestra el gusto y el amor por la creación artesana de la joya. El respeto por un proceso en que cada detalles es cuidado. Y da la oportunidad al cliente de ver un sueño hecho realidad.

  

Hace unas semanas pudimos recoger nuestras alianzas, probárnoslas y sentir como es llevar una joya tan especial.
A veces las cosas no suceden como uno espera si no que pasan de una forma mucho mejor.
Así es como me siento con nuestras alianzas: que son las adecuadas perfectas para nosotros. Creo que mi alianza habla de mí y la suya habla de él y que las dos juntas cuentan nuestra historia.

Ahora están guardadas esperando a el 29 de Junio porque por mucho que me cueste no pienso ponérmela hasta ese día!!

Más abajo os dejo del video de todo el proceso… espero que os guste.